Estás leyendo

Ferrari piensa en ser el primero en invertir en F1 y estrena piloto

FÓRMULA 1

Ferrari piensa en ser el primero en invertir en F1 y estrena piloto

Antonio Giovinazzi, piloto reserva de Ferrari, rodando en el circuito de Fiorano.

Marchionne dice que estudian comprar acciones del deporte si les resulta beneficioso. Y en Fiorano rueda un italiano para el futuro.

Lo dijeron desde el primer comunicado en el que informaron de su adquisición de la Fórmula 1: iban a permitir que cualquier equipo pudiera comprar acciones del deporte. Hasta un 20% del pastel se pueden repartir las escuderías, pero ninguna había mostrado interés en hacerlo… hasta ahora. Ferrari, como veterano de la parrilla, ha dado el primer paso. Su historia está ligada inseparablemente a la F1 y se plantean aumentar su influencia en ella: "Estamos considerando la oportunidad de comprar acciones, lo discutiremos con Liberty".

Son palabras de Sergio Marchionne recogidas por los medios italianos, ahora bien, no moverán ficha hasta que no sepan exactamente lo que supone meterse en el accionariado del Mundial y los beneficios que sacarían de ello: "No es una cuestión financiera, sería imprudente invertir sin tener claridad sobre lo que sucederá después de 2020 y lo que Ferrari podría obtener de su inversión en la F1. Una vez lo tengamos claro, creo que será mucho más fácil decidir si queremos participar en esta empresa".

Habla de 2020 como fecha trascendental porque es cuando expiran los actuales contratos comerciales con los equipos. Hasta entonces, el presidente de la formación italiana tiene fe en que los nuevos dueños lleven al Mundial por el buen camino. "Espero que el deporte en general vaya mejor, porque Liberty y Chase Carey conocen el mundo del entretenimiento y saben muy bien cómo hacer que la F1 sea aún más popular. La Scuderia hará su parte en esto", asegura Marchionne convencido de que el papel de su equipo seguirá siendo decisivo.

Por otra parte, Ferrari ha estrenado un nuevo piloto, Antonio Giovinazzi. El nuevo reserva del equipo probó por primera vez un coche rojo, el SF15-T, en el circuito de Fiorano, y no pudo acabar más contento. "Fue una gran emoción. Para un italiano, salir del garaje en un Ferrari es una experiencia fantástica. Las pruebas fueron muy interesantes y hubo muchos procedimientos a seguir, pero los chicos fueron muy amables y extremadamente atentos", dice el subcampeón de la GP2, una inversión de futuro. La otra, aún tienen que pensarla.

0 Comentarios

Para poder comentar debes estar Registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?

También te puede interesar